La copa menstrual beneficios de utilizarlo

Hay mujeres que son reacias a utilizar la copa menstrual porque piensan que va a ser incómoda porque es un método nuevo que no la han probado todavía. Pero, una vez la aprueben no van a querer probar otra cosa.

También es verdad que muchas mujeres que no se atreven a probar la copa menstrual por el tema de manipular sus genitales, pero es algo que hay que hacer, es súper importante conocerse una misma, conocer el período, manipular los genitales. Incluso si es muy difícil, las primeras veces con un espejito delante observar los propios genitales.

Estoy segura de que con esas prácticas y usando la copa menstrual las mujeres van a poder empoderarse a través de la sexualidad. Pueden utilizar la sexualidad para ese empoderamiento femenino que todas estamos buscando a día de hoy.

A que edad se puede usar la copa menstrual

La copa menstrual se puede utilizar desde la primera menstruación aún sin haber tenido relaciones sexuales, y es más cuando la pruebes no vas a querer usar otra cosa porque es súper cómoda.

Cuanto cuestan las copas menstruales

La copa menstrual es un método mucho más económico que usar compresas y tampones porque aproximadamente al año las mujeres nos dejamos una media de 60 dólares por las compresas y tampones y con la copa menstrual hay que tener en cuenta que como dura diez años pues nos podemos gastar de media al año unos dos o tres euros.

Se puede usar mientras se duerme o se hace deporte

Utilizar la copa menstrual es muy cómodo porque la puedes utilizar en cualquier momento y en cualquier lugar: durmiendo, haciendo deporte, buceando, nadando, como quieras, donde quieras. Además, como el material es muy blandito y muy suave, no la vas a notar que la llevas puesta. No es algo que llevas dentro y lo notes constantemente ni mucho menos. Como si no llevaras nada.

copa menstrual

Autor entrada: admin

1 thought on “La copa menstrual beneficios de utilizarlo

    […] Las copas menstruales tienen un uso muy fácil lo que pasa es que hay que acostumbrarse porque al principio sí que cuesta un poquito. Se introducen dentro de la vagina, ésta, una vez dentro hace vacío, por lo que no se va a caer ni se va a derramar ningún fluido siempre cuando se coloque bien y luego simplemente hay que cambiarla unas dos o tres veces al día. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *