Causas de los calambres nocturnos y de qué manera prevenirlos

¿Sufres de calambres?

Por lo general, es más que obvio que a ninguna persona le gusta esa sensación tan desagradable como lo son los calambres.

Los estudios afirman que al menos el 30% de las personas alguna vez en su vida han sufrido por un calambre muscular, puesto que suele pasar en el momento menos esperado y el dolor es totalmente agudo.

Mayormente es muy posible que ocurra en las noches, haciendo que nuestro sueño se vuelva una total pesadilla, por tan solo algunos minutos. Además no solo le sucede en las noches a muchas personas, también les ha pasado al estar en un día de vacaciones es la playa, y afortunadamente no siempre pasa a mayores. ¡uff, que alivio!

Pero para tu pronto alivio esto lo podemos evitar de alguna manera, y de alguna forma en este articulo podemos identificar cuales son las principales causas de los calambres y de qué manera prevenirlos.

Si esta información te interesa, sigue leyendo.

calambres

Causas de los calambres

  • No estar hidratado

Por lo general unas de las causas principales de los calambres nocturnos, podría ser la deshidratación, porque para que nuestros músculos funcionen de manera correcta, es necesario consumir una buena cantidad de agua, los especialistas afirman que la poca cantidad de agua que, podría estar generando calambres.

Es recomendable que consumas suficiente agua y que practiques cualquier deporte.

  • Poco consumo de nutrientes

El poco consumo de nutrientes nos pudiera estar generando muchos problemas para nuestra salud, y sin duda alguna unos de ellos son los horribles calambres, los minerales más importantes que debería tener nuestro cuerpo son el potasio, calcio, magnesio, y sodio, son exclusivamente necesarios para el correcto, funcionamiento de nuestros músculos.

Es necesario y muy recomendable comer y beber, ya que el agua y la comida son fundamentales paras disfrutar de todos los oligoelementos obligatorios.

  • Etapa de embarazo

Posiblemente una de las causas más comunes de los calambres en las piernas son derivadas del embarazo, más que todo a partir de los 6 meses, dado que es producto de la fatiga y la mala circulación sanguínea, además el peso del bebe tiene mucho que ver.

Para prevenirlo en esta etapa te recomiendo que descanses y tengas una buena dieta alimenticia.

Los calambres son los primeros síntomas de una persona que tenga diabetes, puesto que conlleva a daños en los nervios de las extremidades.

Desafortunadamente este síntoma no es el único, además de eso está la deshidratación.

En esta ocasión los más recomendable seria acudir a un medico.

  • Consumir alcohol

El consumo en exceso de alcohol nos genera una fuerte deshidratación, dañando así el sistema nervioso periférico, por esa razón el alcohol es unos de las principales causas.

  • Medicamentos

En realidad para nadie es un secreto, que algunos fármacos pueden generar fuertes calambres, como por ejemplo: estatinas, estrógeno, analgésicos, diuréticos.

Es necesario que antes de consumir cualquier medicamente, consultes sus efectos secundarios, así te recetaras el más adecuado.

  • Agotamiento

La causa mayor de los calambres nocturnos, también pudiera ser, tener caminatas largas o sobresfuerzo, o cualquier deporte el cual no estés totalmente acostumbrado.

Te recomiendo que te mantengas relajado sin esforzarte demasiado.

Conclusión

Estas son las causas más comunes de los calambres, y de manera podemos prevenirlos. Aquí te enumeramos las siguientes recomendaciones y lo  más importante, es que  las sigas al pie de la letra, para que de esta forma  evites esta fuerte molestia nocturna, y que no, nos deja tener un buen descanso.

Además de eso, es necesario que tomes bastante líquido, dado que lo debes tomar como un hábito,  y evitar beber demasiado café y alcohol.

Colócate zapatos cómodos y antes de irte a dormir, has un breve estiramiento.

Espero que este artículo, te sea de gran ayuda y lo puedas compartir en tus redes sociales.

Autor entrada: admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *